Modelo de Capacidades de Liderazgo del CHC

English Version Version en español Version en français

El Modelo de Capacidades de Liderazgo del Congressional Hunger Center* (CHC) sirve como base para sus programas y proyectos de desarrollo de liderazgo. Las capacidades básicas de un líder de CHC se dividen en tres categorías distintas, pero interrelacionadas, que se complementan y fortalecen mutuamente: desarrollar el ser, dirigir a otros y generar cambios. Un líder de CHC primero debe ser capaz de dirigirse a sí mismo eficazmente. Solo con esta base pueden pasar a liderar con éxito un equipo formado por otras personas. Por último, el Centro del Congreso para Combatir el Hambre cree firmemente que un líder eficaz usa sus capacidades con el fin de generar cambios en el servicio para acabar con el hambre y la pobreza.

Desarrollar el ser

  • Autoconocimiento: se esfuerza en comprender sus propias fortalezas, áreas de crecimiento, tendencias y funciones. Busca, acepta y aplica la retroalimentación crítica. Comprende cómo las identidades sociales están conectadas con su propia experiencia, desarrollo e impacto en el mundo.
  • Tiene una teoría personal de cambio: tiene una visión personal de su función de poner fin al hambre y la pobreza y trabaja activamente para fomentar esta visión.
  • Orientado a los objetivos: establece objetivos personales y profesionales claros. Alinea los objetivos personales con los objetivos del equipo/programa/organización. Toma la iniciativa y es responsable del progreso medible hacia el logro de los objetivos.
  • Ingenioso y resistente: encuentra la manera de progresar en medio de la incertidumbre, la ambigüedad y los obstáculos. Sabe cuándo y cómo pedir ayuda. Se adapta a nuevos entornos, culturas, estilos de trabajo y estructuras de equipo.
  • Aprendiz activo: constantemente ve oportunidades para aprender y obtiene conocimiento de las experiencias. Es humilde y abierto para aprender de los demás, sobre todo a través de las diferencias. Hace preguntas perspicaces y críticas.

Dirigir a otros

  • Desarrolla la comunidad: escucha activamente. Trabaja con los demás con empatía y humildad, sobre todo cuando trabaja a través de las diferencias y la cultura. Comparte con entusiasmo conocimiento y experiencias y extrae conocimiento y experiencias de los demás. Tiene la confianza y el conocimiento para desempeñar diferentes funciones cuando es necesario.
  • Se comunica eficazmente: Expresa ideas complejas de manera eficaz. Experto en comunicación oral y escrita, lo que incluye hablar en público y escribir. Se esfuerza para comprender las necesidades de distintas audiencias y adapta los mensajes como corresponde.
  • Se esfuerza por potenciar las voces directamente afectadas por el hambre y la pobreza: valora las experiencias vividas y aprendidas. Da prioridad a las voces y perspectivas de las personas afectadas por el hambre y la pobreza. Permite a las personas hablar por sí mismas siempre que sea posible.

Crea cambios

  • Tiene visión: se compromete a poner fin al hambre y la pobreza. Tiene presente el objetivo. Piensa y prioriza en horizontes a plazos múltiples (corto, mediano y largo plazo). Ve y aprovecha las oportunidades.
  • Piensa crítica y sistemáticamente: es capaz de analizar las dificultades con la idea de resolverlas o superarlas. Tiene el conocimiento del contenido para poder analizar las causas principales e inmediatas, así como las estructuras pertinentes de poder. Usa este análisis para evaluar las fortalezas y limitaciones de los distintos enfoques para hacer cambios.
  • Inspira a otros a la acción: crea una visión compartida. Comprende los intereses propios, la base de los conocimientos y las necesidades de los demás y adapta el enfoque en consecuencia. Dirige a través del ejemplo.

* Centro del Congreso para Combatir el Hambre

English Version Version en español Version en français